RT Kirigami - шаблон joomla Создание сайтов

Esta semana damos a conocer dentro de la cultura comprometida  de Latinoamérica y del mundo a la poetisa y escritora Julia Ortiz Morales, portavoz Nacional del Frente Cultural Bolivariano Internacional, quien nace el  28 de mayo de 1958, en Santiago de Chile.

 Sus estudios primarios los realizó en la Escuela Nº 12, Escuela Santa Marta De Talca, y Escuela Básica Nº 2 De Coyhaique. Los estudios secundarios y superiores en el Liceo Comercial A Nº 12 (Instituto Superior De Comercio De Talca _INSUCO_), y luego realizó 2 semestres de Trabajo Social en la Universidad Academia De Humanismo Cristiano. De 1976 a 1980 integró El Centro General De Alumnos con un cargo en el Área Cultural; nombrada en aquellos tiempos de la dictadura por el director de entonces del Liceo Comercial, desempeñándose  en el Área Teatral y Eventos en Locución, sumándole recitaciones. En los años ochenta participó activamente con su poesía en Peñas Clandestinas gestadas por los estudiantes universitarios de la Universidad de Talca, donde era funcionaria administrativa. Por tal motivo, recibió amenazas telefónicas y más tarde en el año 1986 fue despedida. Con posterioridad, en 1992, fue reconocida como exonerada política. En plena época de la dictadura cuando el pueblo se alzaba buscando espacios de libertad y justicia, fue invitada a recitar poemas de su autoría por Nelson Fuentes, Presidente del Sindicato de la Construcción, donde colaboraba en los asuntos administrativos, a un acto político-sindical que constó con la presencia  de la dirigente político –social Sola Sierra en las dependencias del Arzobispado de la ciudad de Talca. Durante ese periodo, ingresó a militar y participar clandestinamente en el partido comunista.
Iniciada la quimérica democracia en Chile, integró talleres poéticos, y participó junto a poetas talquinos en numerosos recitales, donde por única vez fue entrevistada por una periodista desde un diario local. Julia Ortiz se califica a sí misma como «una labradora de versos, una artesana de la palabra,  una poeta social y obrera comprometida con su pueblo y los pueblos  que luchan por su liberación. Además que no tengo mucho de qué vanagloriarme, y huyo y condeno los altos egos que se dan en la Farándula de algunos portales de Internet que se regalan los premios a sí mismos».
Es miembro de la Sociedad de Escritores de Chile-SECH.  Creadora en Internet del colectivo de resistencia poético cultural, UUEYAH; Unión Universal de Escritores y Artistas Hispanoamericanos; «Por la Literatura, Por la Paz y la Justicia de Todas las Sangres».
Es Perú, quien le abre las puertas de la poesía, y su obra, se ha publicado en diversas antologías de ASOLAPO. En Chile: en la Antología de Poetas del Mundo, «Por las huellas de Neruda», (2005) y en UNIDEA, Antología Literaria 2007, «Trucos poéticos y estafas Narrativas», Editorial Ayun.  Ha participado en Encuentros Poéticos Internacionales; en Cusco, 2005 y en Huánuco, agosto 2007, Perú; donde fue considerada, junto a otros poetas participantes, como Visita Ilustre de dicha ciudad. En Argentina, Luján de Cuyo 2013 y 2014. Ha obtenido Primeros Lugares y Menciones de Honor en eventos pequeños de su comuna, Maipú.
Obtuvo en el 2009 una Mención Honrosa Concurso Internacional de Poesía en UHE, a la cual renunció por corrupción de sus organizadores, especialmente de su fundador  Carlos Garrido Chalén, quien valiéndose de  tráfico de influencia y relaciones turbias, otorga premios a diestra y siniestra, y se premia a sí mismo; y a quien denunció en la red por ser traficante de pornografía y acosador sexual con poetas mujeres.
Ha participado con su obra, en la Antología de poetas y narradores latinoamericanos, en los 100 años del Partido Comunista de Chile: «Voces de la Memoria, Centenario en el Bicentenario», de la Editorial Cuarto Propio.
Julia dice con orgullo: «El primer chileno, que sin ser poeta, el inminente doctor Eghon Gusmán Bustamante, Ginecoobstetra, Presidente de la Sociedad Chilena de Obstetricia y Ginecología – SOCHOG,  en el año 2006-2007, publicó en su libro, Selección de temas en Ginocoobstetricia Tomo II y en primera página, un poema, «Sólo una oración... y el fulgor del firmamento» que Julia le dedicara en un momento crucial de su existencia; instantes de cuando las insólitas enfermedades malignas, azotan el devenir de los seres humanos, que para el mencionado médico, ha sido uno de los regalos más importantes y hermosos que ha recibido en su vida y que al incluirlo en su obra, hecho no común, edición de lujo de 932 páginas, honra a su autora.
¿Cómo nace tu poesía de denuncia?
Al principio sólo construía mundos imaginarios mejorando realidades que no me gustaban, los cuales fui plasmando en hojas sueltas, en tarjetas de saludos, en gestos amorosos a quienes apreciaba… en libretitas secretas, o en esos diarios de vida tan usuales en las adolescentes. Recién a los 18 años me atreví darles forma y vida, y al contrario de mocedades, me inicié con versos de contenido social y político, particularmente en contra de la dictadura fascista pinochetista de las largas noches negras que nos invadieron. Sobre todo, impulsada por mi madre, que en sus gestos y consecuencia me dio un gran ejemplo de vida, además de sabios referentes como Neruda, Gabriela, Vallejo, y tantos otros poetas consagrados en los altares del pueblo, como de igual forma, El Gran Che Guevara, y de nuestra Violeta Parra y Víctor Jara.
¿Cuáles son las cosas más importantes que marcan tu vida?
Lo más importante, aparte de ser madre, fue ser poeta y declamadora ya a los siete años de edad, estimulada por mi madre, en que aprendiera de memoria poemas de Gabriela Mistral y Juana de Ibarborou, y otros tantos que no recuerdo. Lo otro relevante, que sí bien fue muy doloroso a mi corta edad de doce años, fue separarme de mi madre para irme a vivir con unos tíos a la Patagonia, ciudad de Coyhaique, y posteriormente a Comodoro Rivadavia, y ciudad de Neuquén, Argentina. Terruños y vivencias que marcaron notablemente mi existencia, y sin lugar a dudas profundas fuentes de inspiración, socavadas de mis melancolías, de mis quejas al percibir y sentir el mundo que me rodeó desde niña, provocándome vómitos y ruidos la pobreza y la de-sigualdad social de nuestra América Morena, la injusticia y el gran quebranto dictatorial que vivió nuestro pueblo y países hermanos, todo ello es la esencia de mi poesía y prosa
¿Has publicado algún libro?
Actualmente, estoy a la espera de concretar al fin la presentación de mi primer HIJO DE PAPEL, tras cuarenta años y diez de correcciones, mi Poemario Testimonial, «Las Rosas Amarantas… No Mueren», y  la venida a Chile de su Editor, Daniel  Reyes, con su  EDITORIAL QUELIÓN, DE BUENOS AIRES, ARGENTINA, quien me dio la llave para abrir la puerta de mis sueños.
Por último ¿qué nos puedes decir del actual gobierno?
Que nuevamente hemos sido burlados y estafados con un gobierno que no se ha comprometido cabalmente en las denuncias y aspiraciones reales de su pueblo. Siento indignación y decepción porque aún la Justicia chilena no resuelva en profundidad y terminantemente el clamor de justicia de nuestros detenidos desaparecidos. Me provoca repulsión de tantas bancadas parlamentarias aleándose para conseguir sus logros, sin primero, cumplir las demandas sociales urgentes de un pueblo que sigue esperando mejor vida; educación pública y salud gratuitas de calidad, y viviendas más dignas. De sus pasividades  en agilizar proyectos que llevan años esperando ser aprobados. De sus sueldos extremadamente elevados en comparación al salario mínimo de la clase trabajadora, y del grado de corrupción en todas sus formas.